Single post

Todos los organismos erraron en sus previsiones económicas para España

Todos los organismos públicos y privados erraron en sus previsiones económicas para España en 2012, según revela la ‘Diana Esade’, que indica cuánto se aproximan o se desvían las instituciones a la hora de predecir el Producto Interior Bruto (PIB) y el paro español.

 

 Durante la presentación del informe ante los medios de comunicación, la escuela de negocios ha precisado que todas las instituciones analizadas en el estudio (entre las que se encuentran el Gobierno, FMI, la OCDE, La Caixa, BBVA, Banco Santander o Bankia) fallaron con los pronósticos que realizaron en otoño de 2011, y que posteriormente revisaron, “y ninguna pudo prever la caída de la economía española ni la magnitud en que se produjo”.

En concreto, el PIB español se contrajo un 1,4% en 2012 y el paro alcanzó la tasa del 26,02%, “lo que indica que las predicciones no se hicieron bien”, ha apuntado el profesor de Finanzas de Esade Pablo Triana. La estimación media del PIB hablaba de un incremento del 1,1%, “con lo que la desviación media fue del 2,5%”, ha indicado la profesora de Dirección de Personas y Organización del centro Mari Angels Valls.

Tomando como referencia los datos de septiembre de 2011, el Gobierno español, liderado entonces por José Luis Rodríguez Zapatero, fue el que más se desvío con su predicción, al estimar que el PIB crecería un 2,3% en 2012. No obstante, el Ejecutivo de Rajoy cambió esa previsión cuando ganó las elecciones y la dejó en una caída del 1,7%.

Por detrás quedaron la OCDE, que predijo un crecimiento del 1,6%, y el Instituto Flores de Lemus, que estimó un aumento del 1,3%. Por contra, ‘The Economist’, que representaría al sector financiero internacional, fue el que más se acercó a la realidad, ya que su previsión solo estimaba un crecimiento del 0,6%.

Haciendo balance de las proyecciones lanzadas por estas instituciones durante los últimos tres años, la ‘Diana Esade’ concluye que La Caixa, el Centro de Predicción Económica (Ceprede) y el Banco Santander son las que mejores pronósticos realizan. En el lado contrario, el Gobierno y otras instituciones públicas como la OCDE ocupan los últimos puestos.

En cuanto al paro, indicador que se ha medido por primera vez este año, el pronóstico del Gobierno fue de nuevo el que más se alejó, pues consideraba que la tasa de desempleo bajaría hasta el 18,5%. Le siguieron la OCDE (19,3%) y el FMI (19,9%). Así, el promedio de las previsiones estimaba que la tasa se reduciría al 20,5% en 2012 desde el 22,9% de 2011, cuando en realidad el paro escaló hasta el 26% de la población.

“Esto deja una desviación media del 5,5%, con todos los organismos quedando muy lejos del dato real”, ha señalado Valls. En este sentido, Triana ha afirmado que 2012 fue un año “muy malo” para las predicciones, aunque ha precisado que hay que tener en cuenta todas las cosas que pasaron durante el ejercicio, como la implantación de la reforma laboral o la subida del IVA.

Cambio drástico para 2013
La ‘Diana’ revela que las estimaciones de estos organismos para este año “han dado un giro respecto al año anterior”, pasando de un crecimiento promedio del 1,1% del PIB en 2012 a un descenso del 1,3% en 2013.

Por su parte, las previsiones sobre la tasa de desempleo dan una media del 26%, “cuando el pasado año daban una media del 20,6%”, ha destacado Valls. La profesora ha resaltado que prácticamente todas las instituciones han cambiado radicalmente sus pronósticos y hay unanimidad en prever que el PIB continuará cayendo este año y que el paro se mantendrá alrededor del 26%.

Mari Angels Valls ha incidido en esa simetría entre las previsiones de unos y otros organismos, “ya sea hacia un crecimiento o hacia una contracción económica”. Según Triana, esto puede deberse a que haya una filosofía troncal que compartan todos ellos.

Fallan más los organismos públicos
El estudio de Esade pone de manifiesto que los organismos públicos fallan más en sus previsiones económicas que las entidades privadas, “quizá porque las públicas no quieran hacer estimaciones muy negativas”, ha comentado el profesor de Finanzas.

De hecho, según ha explicado, que las previsiones sean “optimistas” puede ser bueno para la economía, “pues estos pronósticos pueden tener consecuencias en la situación económica, ya que, si predicen una cosa, las instituciones hacen su planificación futura basándose en ello”.

Por otra parte, el centro de estudios ha indicado que la inestabilidad económica suele provocar el error global de los organismos. Triana ha especificado que las instituciones “siempre miran por el retrovisor para hacer previsiones, predicen basándose en la realidad, por eso no ven venir cambios bruscos”.

LEAVE A COMMENT

theme by teslathemes

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies