Single post

"Animo a los jóvenes a ser empresarios"

Elena de la Barrera lo tiene claro, ser empresaria es lo mejor. Así lo define ella misma cuando habla sobre su experiencia.

 

“Estoy contenta porque trabajo según mis principios, ofrezco a cada paciente lo que considero sin nadie que me diga qué hacer porque da más dinero o es más rentable… Por ahí hay veces que me dicen que no soy buena empresaria, porque no miro tanto la parte económica sino que la gente esté a gusto. Pero como iniciativa me encanta”, afirma.

Elena, una joven cordobesa de 24 años, quería estudiar INEF, pero acabó estudiando la carrera de Fisioterapia. “Yo iba mucho al fisio, y empecé y me gustó mucho la carrera”, comenta. Tras acabar sus estudios en Madrid en 2009, empezó a trabajar en varios lugares. Con el tiempo, y dado que tenía un considerable número de pacientes, decidió arriesgar. “Lo hice y me ha ido muy bien. Demasiado bien para como están las cosas”, confiesa.

A pesar de ello, no todo ha sido bueno ni tan fácil como a primera vista pueda parecer. Elena cuenta cómo para poner en marcha el negocio y ante las dificultades que se le presentaron, acudió a Rocío, que forma parte del Servicio de Asesoramiento a Emprendedoras y Empresarias (Servaem) del Instituto Andaluz de la Mujer de la Junta, que se desarrolla en coordinación con Andalucía Emprende. Allí obtuvo ayuda para hacer el proyecto y el asesoramiento necesario.

Elena, encantada de ser empresaria, reivindica que en Córdoba hace falta más iniciativa, aunque reconoce que es muy difícil. “Yo porque la casa es de mi abuelo y no tengo que pagar alquiler. Pero si tuviera que sacar para pagar lo que he invertido y además el alquiler… Sería imposible. Y luego hay muchos papeleos, las licencias de apertura están carísimas”, afirma la empresaria. Pese a las dificultades, Elena, que anima a ser empresario, está ampliando su clínica y a ella acuden dos chicas que ofrecen logopedia y pilates, y eventualmente un hombre que ofrece naturopatía. Además, afirma que quiere “contratar a otro fisioterapeuta y que la logopedia y el pilates tengan más volumen”.

A Fisioterapia Sansueña acuden pacientes de todas las edades y de ambos sexos, además de personas de todos los niveles adquisitivos. Para Elena, lo más importante de su profesión es la calidad de vida de sus pacientes y su tratamiento. “Intento darles mucha familiaridad y les escucho muchísimo, que en época de crisis también se nota porque la mayoría de los problemas son por el estrés, el trabajo y las circunstancias de hoy en día. Además estoy disponible casi las 24 horas del día con el móvil”, mantiene la fisioterapeuta.

LEAVE A COMMENT

theme by teslathemes

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies