Single post

El déficit municipal se va hasta 24,8 millones a pesar de los recortes

El PP dice que mejoran las cuentas públicas e IU afirma que no es para estar contento Demoran las medidas hasta fin de año y no se descarta un préstamo.

 

El equipo de gobierno cerró ayer las cuentas de 2012 con un déficit muy abultado, millonario, a pesar de la política de austeridad, los recortes e incluso los despidos que, sin embargo, sólo tienen un efecto parcial -de tendencia- en la salud de las cuentas municipales. El remanente de tesorería para gastos generales, el estado de la caja pública, ofreció un resultado negativo de 24,8 millones de euros, el menor de los últimos tres ejercicios pero una cifra que aún se acerca a los 4.000 millones de las antiguas pesetas sobre una institución que cuenta con un presupuesto cercano a los 300 millones. 

El Área de Hacienda sacó ayer el discurso positivo, que mejoran indicadores como la deuda o el resultado presupuestario (la relación entre las partidas previstas y gastadas), aunque en sus documentos ha tocado a rebato a todas las áreas municipales para que sean escrupulosas con el gasto. La realidad es que el Consistorio tendrá que hacer un ajuste suplementario en materia de gastos -algo que pretende hacer en el segundo semestre del año- y realizará una refinanciación de la deuda para alargar la vida de los préstamos. Izquierda Unida realizó una gran operación de estas características en 2010 como consecuencia de las primeras apreturas. Afectó al 65% de los préstamos que estaban vivos en este momento. El PP se propone -no está contrastado que la banca esté dispuesta- que afecte al resto de los préstamos vivos, sobre todo, el que se pidió en 2010 para enjugar el déficit y que le cuesta al Ayuntamiento un ojo de la cara al año. 

El Consistorio se puede plantear esta cuestión porque por primera vez su relación deuda-ingresos corrientes se encuentran por debajo del 110%. Ha bajado en un año del 114 al 103 como consecuencia de que se debe menos dinero (296,4 millones frente a los 327,1 millones de 2011) gracias a que se ha devuelto dinero a los bancos y a que lo que le adeuda el Consistorio al Estado y le tiene que devolver deja de computar como deuda financiera en el conjunto de las contabilidades municipales. La última medida para paliar los 24,8 millones de déficit -la idea es combinar las tres propuestas- sería pedir un préstamo de mandato por la cantidad que no se pueda ahorrar por otras vías. La idea es que sea una cantidad menor ya que el préstamo tendría que estar devuelto en su integridad antes de que concluya la corporación, es decir, a mediados de 2015, lo cual eleva los costes financieros de la operación por encima de lo recomendable. 

El teniente de alcalde de Hacienda destacó ayer los perfiles más positivos de las cuentas municipales como que el ahorro neto -la capacidad de devolver las deudas- se ha reducido a -7,6 millones (en el cierre de 2011, -16,1) o que el resultado presupuestario – que es índice de disciplina de gasto público- se encuentra en números azules por encima de los 22 millones de euros (en 2011 fue superior, 28,4 millones de euros). 

Lo que se ha disparado es una magnitud que señala uno de los problemas que tienen las arcas municipales clavado como una estaca. Los saldos de dudoso cobro -que incrementan el déficit- han tenido un efecto duro en el resultado final de la tesorería municipal. En total, se ha tenido que provisional la totalidad de la deuda de Rafael Gómez con el Consistorio, que asciende a 28,8 millones (19 millones en el cierre de 2011 y 8,2 millones de euros en 2010). El gobierno municipal ha tomado esta determinación para que las cuentas respondan a una imagen fiel -“es lo que hay”, dijo Bellido- y porque existe un pronunciamiento muy duro del Tribunal de Cuentas al respecto. Es la primera vez que esa cantidad se dota en su totalidad de acuerdo con el criterio de la Intervención, aseguró José María Bellido. La totalidad de las cantidades pendientes de cobro que se consideran muy difíciles de llegar a ingresar -tributos, multas, etcétera- ascienden a 46,7 millones, una cantidad récord, más la financiación afectada -que aún asciende a más de 60 millones de euros- y es la gasolina que el Consistorio está utilizando para financiar actuaciones extraordinarias como el plan 50 obras, 50 barrios o el centro de convenciones del Parque Joyero.

El portavoz de Izquierda Unida, Francisco Tejada, aseguró ayer que los datos presentados por el gobierno municipal -y que hoy se elevan a definitivos- no son para estar contentos. Recordó que este déficit tiene lugar en un año en que el PP ha tenido un fuerte incremento del Impuesto de Bienes Inmuebles y ha sido liberado de determinadas obligaciones, como una de las pagas extraordinarias de los trabajadores públicos. Tejada aseguró que el impacto real sobre el déficit lo tienen la diferencia en la financiación afectada -partidas no gastadas en años anteriores- y aseguró que ingresar el dudoso cobro es una cuestión que tiene que gestionar el equipo de gobierno. IU alertó sobre el coste que supondría financiar los números rojos de la tesorería con un préstamo de mandato hasta el año 2015.

LEAVE A COMMENT

theme by teslathemes

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies